Por cuánto puedo vender mi web es la pregunta más típica que uno se hace cuando se plantea la opción de vender su web. Y es que, bien porque un buen día te hayas planteado la posibilidad de vender tu web, o bien porque directamente hayas podido recibir una oferta por tu web, la pregunta es la misma: ¿por cuánto podría vender mi web?Al igual que existen distintas fórmulas para valorar empresas, existen también fórmulas diferentes para valorar sitios web.

Cuánto vale mi web: La fórmula simple

Y la primera de ellas y más extendida es hacerlo a partir del volumen de ingresos que genera. Y lo que dice esta fórmula es que el precio de un web es el equivalente a los ingresos que genera en 12 meses (un año).

Sin duda, se trata de una fórmula demasiado simple y en ocasiones un tanto injusta. Simple porque descarta cualquier otra característica del sitio web para centrarse únicamente en los ingresos. E injusta porque muchas veces un sitio web puede directamente no tener ingresos, o tener potencial de que éstos sean superiores.Pero lo cierto es que, independientemente de su simplicidad, es una buena fórmula para dibujar un escenario de partida por el que valorar tu sitio web. A partir de aquí hay otros elementos que pueden tenerse en cuenta para tratar de calcular el valor de un sitio web.

Cuál es el precio de mi web: Factores a tener en cuenta

Si queremos profundizar más allá de la regla de los ingresos por 12 meses, algunos de los elementos que debemos valorar a la hora de poner precio a un web son los siguientes:

  • Tráfico del sitio web. Sin duda, es el indicador con el que podemos realizar una mayor equivalencia al de ingresos generados y con el que trabajar en el cálculo del valor del sitio web cuando éste no cuenta con publicidad, ya que el número de visitas recibidas, el número de páginas vistas y la procedencia de las visitas nos puede ayudar a calcular los potenciales ingresos para la temática del sitio en caso de no disponer de ingresos por publicidad o estar infrautilizados los espacios publicitarios.
  • Nombre y tipo de dominio. Por un lado, el tipo de dominio (.com, .net, .es, …) puede determinar el precio del sitio, sobre todo a la baja, cuando no se trate de un tipo de dominio “clásico”. Por otro lado, el propio nombre del dominio puede aumentar o reducir el precio del sitio web en función de la longitud del nombre y lo fácil o dificil que sea recordarlo.
  • Antigüedad del sitio. En líneas generales, el tiempo que el sitio web lleve prestando servicios suele ser un valor añadido a la valoración, ya que los sitios excesivamente nuevos en su creación generan más sospechas de cara a una posible venta, por lo que cotizan menos.
  • Contenido. Siempre que tu sitio web cuente con contenido único y de calidad, éste puede dar mayor valor a tu sitio web incrementando su precio. Del mismo modo, un tráfico generado a partir de un contenido que ni es único ni aporta especialmente al usuario suele impactar negativamente en la valoración del sitio web.
  • Esfuerzo de mantenimiento. Cuando hemos hablado de ingresos, no hemos contabilizado los gastos. Y sin duda, los esfuerzos de mantenimiento están estrechamente asociados a los gastos. Cuanto más esfuerzo de mantenimiento requiera tu sitio web, menor será su valor, ya que el coste de los esfuerzos de mantenimiento habrá que restarlo a los ingresos para calcular el beneficio real generado. Estos esfuerzos pueden estar ligados tanto al mantenimiento de la estructura software como a la generación de contenidos.
  • Costes de mantenimiento. Al igual que hablábamos de esfuerzos en el punto anterior, hay una serie de costes directos asociados al mantenimiento del dominio, hosting, y en general cualquier desembolso necesario para que el sitio preste funcionamiento.
  • Diseño. En algunas ocasiones el diseño del sitio se tiene en cuenta a la hora de calcular el precio de un sitio web, por lo que es otro de los elementos a tener en cuenta a la hora de valorar un web.
Una vez tengas una idea aproximada del precio por el que podrías vender tu web, la siguiente pregunta a responder es: ¿dónde puedo poner mi web en venta?






Share This